REVISIÓN TACÓGRAFO ANALÓGICO

Venta de tacógrafos, reparación, sustitución y revisión bienal obligatoria del tacógrafo.

¿Qué es el tacógrafo?

El tacógrafo es un aparato de control que se instala a bordo de ciertos vehículos de carretera, para indicar y registrar de manera automática o semiautomática, los datos relativos a los kilómetros recorridos y a la velocidad de los vehículos, así como los tiempos de actividad y descanso de sus conductores.

La hoja de registro, conservación e interpretación

La hoja de registro o disco diagrama está concebida para recibir y fijar registros. Debe colocarse en el tacógrafo para que los dispositivos impresores del mismo inscriban ininterrumpidamente los diagramas de datos que deben registrarse.

Esta fabricada de un papel especial recubierto de una capa muy sensible. Unos dispositivos impresores llamados estiletes registran por presión de manera continua, en el anverso del disco, los gráficos que se hacen en función del tiempo. Los registros no pueden corregirse o borrarse sin producir daños en la capa sensible.

Hojas de registro

Las hojas registro son personales de cada conductor, por lo tanto acompañarán a éste y no al vehículo. El empresario deberá conservar las hojas registro durante un año, desde su utilización, a disposición de la Administración. El conductor habrá de conservar en su poder y tener a disposición de los agentes de control que se lo soliciten, las hojas del día en curso y los 28 días anteriores.

Interpretación de los registros

A continuación se presentan dos discos correspondientes a la misma jornada de trabajo. Se han tomado como ejemplos los registros efectuados por un tacógrafo “standard” y otro “semiautomático con el fin de ver las diferencias entre uno y otro disco.

Como se puede comprobar, los datos que el conductor escribe a mano coinciden en ambos discos.

Verificación de los tacógrafos

A continuación se presentan dos discos correspondientes a la misma jornada de trabajo. Se han tomado como ejemplos los registros efectuados por un tacógrafo “standard” y otro “semiautomático con el fin de ver las diferencias entre uno y otro disco.

Como se puede comprobar, los datos que el conductor escribe a mano coinciden en ambos discos.

Verificación de los tacógrafos

La comprobación de los tacógrafos debe hacerse en los siguientes casos:

Se llevarán a cabo controles periódicos de los aparatos al menos cada dos años y se controlará:

Se llevará a cabo un control del cumplimiento de los errores máximos tolerados en el uso del aparato de control, al menos una vez cada seis años. Este control incluye obligatoriamente la sustitución de la placa de instalación.

Precintado

Deberán precintarse los siguientes elementos:

Pueden preverse otros precintos en la homologación de la construcción del aparato, indicándose en el pliego de la homologación el lugar de dichos precintos.

Correlación entre las vueltas del tacógrafo y las revoluciones/km de la caja de cambios.

Debe existir una correlación entre las vueltas del tacógrafo (factor K, constante) y las revoluciones de recorrido del vehículo o número de revoluciones por Kilómetro de la caja de velocidades (factor W del vehículo).

Reconocimiento de las marcas de homologación

Los tacógrafos deben estar homologados y se habrán de instalar en el vehículo por taller o instalador autorizado. A tal fin, los tacógrafos llevarán una placa que será indeleble y deberá permanecer siempre legible.

DESCANSOS

Descanso semanal (semana 45 horas de descanso semanal)